English

Preguntas Frecuentes (FAQ)

Inicio / Preguntas Frecuentes (FAQ)
  1. El fenómeno por el cual ciertos gases retienen el calor emitido por el suelo, genera el “Efecto Invernadero” elevando las temperaturas. En las últimas décadas el ser humano ha abusado de la emisión de estos gases afectando gravemente al Cambio Climático.

    Dióxido de carbono (CO2): Es el elemento que más contribuye al efecto invernadero (más del 60%).
    Se libera principalmente de la quema de combustibles fósiles y grandes industrias.

    Metano (CH4): Es el segundo gas que más contribuye al efecto invernadero.
    Emana de la quema de combustibles fósiles, la cría de animales, las minas, el cultivo de arroz, y los vertederos.

    Óxido nitroso (N2O): presente en los abonos a base de nitrógeno, la quema de combustibles fósiles, la producción química industrial y el tratamiento de residuos.

    Gases fluorados: Son los únicos gases GEI que no se producen de forma natural, sino que han sido desarrollados por el hombre con fines industriales. Estos son:

    Hidrofluorocarbonos (HFC): reducen la capa de ozono y se utilizan en la refrigeración.
    Hexafluoruro de azufre (SF6) que se usa en la industria de la electrónica.
    Perfluorocarbonos (PFC), que se emiten durante la fabricación de aluminio.

    Porcentaje de emisiones de GEI en los países industrializados:

    • Dióxido de Carbono: más del 80%.
    • Metano: normalmente el 15%.
    • Óxido Nitroso: aproximadamente el 6%.
    • Gases fluorados: alrededor del 15%.
  2. Huella de carbono es la cantidad de emisiones GEI generadas a lo largo de todos los eslabones productivos, desde la extracción de materias primas hasta el final del ciclo de un producto, o los gases emitidos por una organización, servicio, proyecto, persona, etc.

  3. Un Crédito de Carbono equivale a una tonelada de CO2 que ha sido reducida o compensada. Únicamente pueden ser generados por los mecanismos establecidos en el Protocolo de Kioto.

  4. El Protocolo de Kioto sobre el cambio climático se firmó en 1997, y es uno de los instrumentos jurídicos internacionales más importantes destinado a luchar contra el cambio climático. Se encuentra dentro del marco de la Convención Marco de las Naciones Unidas sobre el Cambio Climático (CMNUCC) y contiene los compromisos asumidos por los países industrializados de reducir las emisiones de los seis principales gases de efecto invernadero.

    Para ello ha establecido tres mecanismos:

    • Mecanismo para un Desarrollo Limpio (MDL), la Aplicación Conjunta (AC) y el Comercio de Derechos de Emisión (CDE).
  5. De los mecanismos flexibles del Protocolo de Kyoto, surgen dos mercados:

    • Mercado de cumplimiento regulado: utilizado por empresas y gobiernos que, por ley, tienen que rendir cuentas de sus emisiones de GEI.
    • Mercados Voluntarios de Carbono: creados por ciudadanos particulares y organizaciones públicas y privadas que toman conciencia de su responsabilidad en el cambio climático y voluntariamente desean participar activamente. Este Mercado facilita a las entidades y a las personas que asumir su compromiso con el cuidado del clima “compensando” sus emisiones en proyectos limpios en países en desarrollo.
  6. Cuando ya se tienen calculadas las emisiones GEI producidas y cómo se generan, se realiza un análisis para reducirlas con medidas de eficiencia energética, optimización de carga, eficiencia en la producción, etc.

    Las emisiones que no se quiera o puedan eliminar pueden ser compensadas comprando unidades equivalentes de CO2 que proporcionarán una reducción de dióxido de carbono en otra parte de la atmósfera a través de Proyectos de sivilcultura, agricultura, mitigación y adaptación urbana, etc. en más de 20 países.

  7. Gracias a nuestro acuerdo con South Pole Group, podemos ofrecerle créditos de Carbono de proyectos desarrollados en más de 20 países. Todos los proyectos están certificados por “Gold Standard” (fundada por WWF), VCS (Verified Carbon Standard) entre otras.

  8. Son el resultado del acuerdo alcanzado por los Estados Miembros de las Naciones Unidas y se componen de una Declaración de 17 Objetivos de Desarrollo Sostenible y 169 metas. Los Estados Miembros han convenido en tratar de alcanzarlos para 2030.

    Con la iniciativa de reducir las Emisiones de Gases Efecto Invernadero estamos contribuyendo directamente con el Objetivo 13 e indirectamente con otros objetivos a través de los Proyectos en Países en Desarrollo.